Los efectos del surf en la contaminación marina y ambiental

El surf es un deporte que necesita de la naturaleza y del medio ambiente para poder realizarse. Parece que es un deporte donde los surfistas que los practicamos siempre abogamos por cuidar del medio ambiente, sin embargo, el surf contamina, y mucho.

En ese sentido puede ser un deporte muy hipócrita, ya que los propios surfistas que deberíamos cuidar del mar no pensamos mucho sobre el daño que realmente hacemos al surfear.

Es cierto que a primera vista parece un deporte inofensivo, no hay impacto, solo está el surfista, la tabla y el agua. ¿Que daño puede hacer esto al medio ambiente?

Si lo investigamos más a fondo veremos que aunque un solo surfer que entre a surfear en una playa, no tenga un impacto directo en sí mismo ( a no ser que se cargue corales sin darse cuenta), los surfers como comunidad deberíamos ser más conscientes de la contaminación del surf, la huella ecológica que dejamos por el camino y de como practicar este deporte de manera más sostenible.

El surf y la contaminación marina y medio ambiental

Aunque no queramos creerlo hay muchos productos tóxicos en el surf, y unido a esto hay otros motivos por los que el surf contamina el medio ambiente de manera indirecta.

Productos del surf nocivos para el medio ambiente:

  • Tablas de surf: Desde sus materiales, su fabricación, y el transporte de los materiales y las tablas ya fabricadas tienen impacto en nuestro planeta. El plástico y las resinas que llevan las tablas tradicionales son altamente contaminantes para el medioambiente. En todo el proceso de fabricación de las tablas se va dejando una huella de carbono importante:
    • Extracción de los materiales y conversión en plásticos
    • Durante el shaping de las tablas mucho material se desecha, siendo este incapaz de reutilizarse.
    • El transporte tanto de los materiales como de las tablas terminadas suma al impacto de la huella ecológica del surf.
    • Deshacerse de estas tablas tiene un coste grande para el medio ambiente. Las tablas de surf no se pueden reciclar y pocas veces se reutilizan los materiales, quedando los plásticos en el medio ambiente durante años.

Según la web Surf Science en la industria del surf se fabrican alrededor de 750.000 tablas de surf al año, creando 220.000 toneladas de CO2. Para poner esto es perspectiva esta web también nos compara el CO2 causado al fabricar una tabla 6’1” (400 libras) con un vuelo de Honolulu a Hawaii, que produce 750lb de CO2.

Viendo estos cálculos resulta impresionante saber que fabricar una tabla de surf solo es un poco “menos malo” que volar un avión entero durante horas.

Para saber cuanto se ha contaminado a la hora de hacer tu tabla de surf puedes utilizar esta calculadora.

  • Neoprenos: En alguna ocasión hemos hablado de las marcas más ecológicas del surf, y porque deberíamos usarlas. En esa ocasión ya comentamos que el material de neopreno que nos ponemos para combatir el frío en invierno es altamente contaminante para nuestros mares. El traje de neopreno viene de un derivado del petróleo, y contiene uno de los peores plásticos para el mar (PVC), productos no biodegradables.
  • Parafinas y cremas solares: Aunque obviamente sean muy diferentes las unas de las otras, el concepto de contaminación del mar es muy directa en ambos casos. Los surfistas dejan trazos de aceites y compuestos químicos en el mar cada vez que las usan.
  • Viajes: A todos nos gusta viajar en busca de olas, pero cada vez que un avión se pone en funcionamiento miles de toneladas de CO2 contaminan el medio ambiente. Aunque viajar sea inevitable hay que ser consciente del daño que cada acción que llevamos a cabo como personas o como surfers tiene en el medio ambiente.

Que podemos hacer los surferos para no contaminar al surfear:

  • Utilizar tablas de surf orgánicas: Existen una gran cantidad de tablas de surf ecológicas, hechas por ejemplo con madera o bambú. Incluso hay compañías más innovadoras que han creado tablas de surf con corchos de botellas desechados.
  • Trajes de surf sin neopreno: Están aumentando las marcas de surf comprometidas con el medio ambiente, como Patagonia, que lanzó hace poco el primer traje de surf sin petróleo. Esta tendencia hará que las otras marcas de surf le sigan y se baje el consumo de CO2.
  • Viajar local: Buuuueno, en esta normal podemos ser un poco flexibles. Alguna vez en la vida hay que visitar Australia o Bali si se tiene la oportunidad, pero eso no quita que en nuestro día a día optemos por transportes más ecológicos como la bicicleta o el skate.
  • Comprar productos de surf ecológicos: Para combatir esta polución nada mejor que apostar por los productos de surf ecológicos. Como hemos comentado antes cada pequeña acción que hacemos como personas (no solo como surfistas) tiene un impacto en el mundo. Por ello a la hora de vestir elige comprar ropa ecológica, y a la hora de surfear prueba los productos orgánicos que poco a poco se van haciendo más populares en las tiendas de surf como las cremas solares o las parafinas.

Ahora que tienes claro los efectos del surf en la contaminación del medio ambiente es hora de poner remedio y empezar a cuidar nuestros mares incluso cuando estamos surfeando. Recuerda que la prevención empieza en casa, no solo en el mar, y que cada detalle que hacemos en el día a día está marcando el mundo en el que queremos vivir.

Únete a la revolución Tambalea, salva el medio ambiente.

infografía de la contaminación del surf

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *